Alfredo Arias rompe el silencio: “Debí irme de la U cuando se fue Heller”

En agosto del año pasado, el técnico uruguayo Alfredo Arias, abandonó Universidad de Chile, luego de una cuestionada campaña que le significó una lluvia de críticas. Tras esto, decidió guardar silencio y no referirse a su abrupta salida del equipo azul, donde protagonizó algunas polémicas, entre ellas la marginación de Johnny Herrera, el último gran ídolo del club.

Nota relacionada: Estos son los puestos donde la “U” podría reforzarse para el segundo semestre

Pero ahora, Arias, volvió a la palestra luego de entregar una entrevista al portal de En Cancha desde Colombia, donde actualmente dirige a Deportivo Cali y se encuentra recluido en su casa, tras la decisión del gobierno de ese país de decretar cuarentena nacional por la propagación del COVID-19.

Primero, el técnico quiso reconocer “la enorme valentía que mostró el grupo de jugadores que dirigí, por los cuales siento un enorme aprecio”. Para después revelar que sigue pendiente del fútbol chileno.

“Sí, trato de mirar todo lo que llega. De Chile me quedaron muchos amigos y tengo un gran aprecio y cariño desde mi época de jugador. Regresé como entrenador a Santiago Wanderers, donde nos trataron muy bien y luego vino el paso por la U, en que no nos fue muy bien”, indicó.

Luego de esto, le preguntaron si le dolió su salida de la ‘U’ a lo que él contestó: “Siempre he sido de tratar de hablar en la cancha con mi equipo cuando dirijo y no hacerlo afuera. Me fui de Chile en silencio, dejé que otros hablaran, porque desde muy chico me enseñaron que el tiempo siempre termina poniendo las cosas en su lugar”, expresó.

“La sensación fue que llegamos en un mal momento, la cosa estaba difícil por la efervescencia política que había en el club. Fíjate que nosotros llegamos y al otro día tuvimos que dirigir, cuando no queríamos. En ese mismo partido, al otro día, el presidente (Carlos Heller), que fue el que me mandó a llamar, tuvo que renunciar. Recuerdo que íbamos ganando allá contra Universidad de Concepción y no se puedo seguir por el tema de las bengalas. Al termino del partido, don Carlos me dijo que se iba, que me iba a apoyar, pero que tenía que renunciar”, añadió después.

Tras esto, Alfredo Arias se refirió a su polémica con Johnny Herrera y su decisión de sacarlo de la titularidad, lo que sin duda cree que fue un factor determinante, pues quebró su relación con los hinchas.

“Herrera, es un ídolo de la U y de su gente. Seguramente lo será aún más cuando se retire. Pero lo dije en el momento y lo vuelvo a decir, yo soy técnico, no para poner y sacar de acuerdo al nombre del jugador, yo tomo decisiones técnicas y puedo equivocarme. Sin duda, sacar al ídolo de la institución no iba a generar simpatías, pero si hubiese querido hacerlo más fácil, lo mantenía y ya está. Sin embargo, tengo una forma de actuar en la vida. De lo que me siento tranquilo es que jamás contesté, nunca hablé mal de nadie. Cada uno vive con su propia conciencia y la mía está tranquila de que jamás voy a hablar de un jugador mío. Tengo el mayor de los respetos por el jugador de fútbol Herrera, porque sé que es y seguirá siendo un ídolo de la U, pero la decisión se tomó y eso nos generó antipatías”, explicó al respecto.

Debido a todo lo anterior, le preguntaron al uruguayo si se arrepiente de no haber salido antes de Universidad de Chile. Su respuesta fue sincera: “Es que uno hace el análisis de cada paso que ha tenido y los errores que se cometen. El primer error fue que yo debí hacer lo que quería hacer después de ir a Chile a arreglar, que era volver a Uruguay, dejar que al equipo lo dirigiera otra persona y luego ser presentado como se hace siempre. Pero me pidieron que dirigiera ese partido y con las ganas que yo tenía de estar ahí, accedí a lo que me pidió Carlos. El segundo error es que cuando él renuncia, yo no debí seguir. Esas cosas uno las ve con el tiempo más tranquilamente. Yo debí decir que me iba junto con el presidente que me había traído hace dos días”, finalizó.